Estampas

3189

Sigo con el Diario. El libro con mayor cantidad de verdad que he leído. Qué hombre libre y valiente. El mejor baremo de la grandeza de un hombre es la cantidad de libertad que es capaz de soportar.

“Hirsch, dirigiéndose a mí concretamente: ¿Va usted a veces a pasear por los suburbios, Léautaud? ¿Ha visto usted a los niños que se ven? Niños que ya tienen el aspecto de pequeños viejos. Niños que viven hacinados en viviendas sin espacio, sin aire. Es espantoso pensarlo.”

“Le he replicado a Hirsch: Otra cosa que me es completamente indiferente. Esa gente cargada de hijos no tenía sino que no hacerlos. Leo algunas veces en el periódico que fulano no encuentra donde alojarse porque tiene cinco o seis hijos y no quieren nada con él. ¿Qué quiere que haga yo? No tenía sino que no hacerlos. Él se creyó esas patrañas que le sueltan a la gente para que tenga hijos. Peor para él. ¿Tengo yo hijos, me he casado, sabiendo que mi situación no me permitía mantener a una mujer? Respondía, sobre todo, eso es cierto, a mi gusto absoluto por la independencia. Me niego, en todo caso, a alimentar a los hijos de la gente que ha cometido la estupidez de hacerlos”.

3188

Vamos con los amigos a celebrar el triunfo de nuestra actriz Jacas y en un cambio de bares, transitando por las sucias y meadas calles de la Barcelona vieja, conversamos el amigo Hernández Busto y yo de Léautaud. En principio estamos de acuerdo en que la aproximación de Léautaud al sexo es mezquina. Y misógina, abundo. Bustos señala el hecho, para él importante (así Pla), de ser Léautaud un hombre que no quiere tener hijos. Bien. Pero a mí este me parece un detalle menor. Lo de los hijos es periférico, creo, lo principal es la misoginia un misógino no folla a fin de cuentas con alegría. Y diría más un misógino sólo puede follar con verdadera alegría con un igual: otro hombre.

No hay generosidad ni júbilo sexual en Léautaud, decimos, hay sí por el contrario una especie de miseria carnal una suciedad carnal que está relacionada en primer lugar con que Léautaud considera inferiores a las mujeres. Lo que nada tiene que ver con el gran escritor que es o incluso tal vez lo haga ser el gran escritor que es.

3187

A la salida del mercado en la papelería un estante con novelitas de Marcel Lafuente Estefanía. Y mi padre en el portal leyendo novelitas de Marcial Lafuente Estefanía. Le brilla la frente y veo la línea clara en la raíz del pelo línea muy definida que separa esta zona de aquella curtida por el sol, de un color cobrizo. Lo mismo en los brazos y en el pecho está en camiseta mi padre un hombre que ha trabajado muchos años a la intemperie bajo el sol. Y ahí está la puerta antes de que Julio el Manquito cortara una de sus hojas pintada de verde a la mitad y la convirtiera en un híbrido de puerta y ventana y la aldaba enmohecida y aún no he empezado a coleccionar los cactus y aún no le he chupado las tetas a Beatriz y por un momento escucho el bullicio del interior de la casa mis hermanos y los perros y mi madre que canta en la cocina una canción de Vicentico Valdés. Y yo a la salida del mercado. Y han pasado cincuenta años. Lo que es el cerebro.

3186

Vi hace poco unas imágenes del carnaval de Miami en la Calle Ocho famosa y quedé aún más convencido de que la ciudad ha sido tomada por el fidelismo. Se veía en el video a la chusma cubana recién llegada de la isla por decenas por cientos de miles haciendo lo mismo que hace esta chusma en La Habana y en la isla entera demostrar lo chusma que es lo vulgar lo violenta y lo analfabeta que es, en plena Calle Ocho. Yo he ido muchas veces a ese carnaval de la Calle Ocho de Miami cuando vivía allí y era un evento civilizado y agradable y sensual en cierta medida y familiar a fin de cuentas. Ahora, con la invasión de fidelistas de las nuevas generaciones de cubanos (todos los cubanos de las nuevas generaciones son fidelistas aún cuando en muchos casos ni ellos mismos lo saben, pero lo son) el famoso carnaval se ha convertido en un evento no de exiliados gente decente como era antes cuando yo vivía allí sino de chusma cubana y oriental y habanera o de la provincia que sea recién llegada todo la misma mierda chusma vulgar y violenta y beoda como son todos los fidelistas. La ciudad ha sido tomada a la vista está y creo que ha llegado la hora de que los cubanos de antes que quedan se marchen antes de que se contaminen y se conviertan a fin de cuentas en la misma mierda fidelista de allá.


Islamofobia

3185

En Barcelona han abierto un lugar para follar con muñecas. A mí me parece una idea excelente si a alguien le gusta follar con una muñeca (hiperrealista, dicen) que folle. Yo, por curiosidad, aunque en principio soy más de carne humana que de polímeros, me gustaría ir al prostíbulo de muñecas, a ver qué tal. Me descuidé con lo de las peluquerías donde unas chinas (asiáticas, en todo caso) te hacían un masaje con final feliz (que es como debe terminar todo masaje en mi opinión) y creo que ya la policía y los políticos las han cerrado todas. Tendré que apurarme con lo de follar muñecas porque ya la policía y los políticos andan buscando el lugar donde follan. La ciudad está llena de okupas es decir delincuentes que se meten en propiedades ajenas y ya son mafias según se ha visto, pero la policía y los políticos persiguen a las muñecas para follar. Qué coño le importará a la policía y a los políticos si me follo una muñeca. Es lo que pregunto. Yo preferiría follarme una muñeca que a algunos de nuestros políticos (hembras o machos), ya que hablo de esto.

3184

Hoy mientras fregaba algunos platos pensé en el magnicidio otra vez y llegué a la conclusión de que sería formidable formar un cuerpo militar de élite (secreto y bien financiado por filántropos multimillonarios) exclusivamente dedicado a los magnicidios, ay, tan necesarios hoy y siempre. Cuántas vidas no se hubieran salvado en Siria por poner un ejemplo de la actualidad como se dice de haber matado a tiempo a Barhar al-Ásad. Matar a Barhar al-Ásad era y es un acto de pura sanidad moral. Hay que ser un canalla para no reconocer esto.

A mí me da mucha risa cuando los humanistas culogordos europeos pero de todo el mundo en realidad chillan histéricos si uno habla de matar a gente como Barhar al-Ásad, Kim Jong-un (o Raúl Castro, ya puestos). Pero yo pienso siempre primero en los millones de seres humanos que vivirán mejor y a los que Ásad, Kim Jong-un o Castro ya no atropellarán, encarcelarán, torturarán, hambrearán o asesinarán. Y los chillidos de los humanistas culogordos me importan muy poco ¡qué digo! no me importan nada esa es la verdad.

3183

Termina el juicio a Mas y a sus dos adiposas excrecencias. Jueces y fiscales a sueldo del Gobierno o con sus almitas catalanas primero o simplemente cobardes o imbéciles (o ambas cosas), es difícil determinarlo. La Justicia española, o lo que sea, incapaz de enfrentarse a los sediciosos provinciales y eso que llamamos España haciéndose cada día que pasa más tenue más ridículo y más inexistente.

Yo a partir de ahora, si puedo, me alejaré del tema porque ante un suicida resuelto en este caso España no hay nada que hacer y porque un país que no sabe defender a sus ciudadanos de los enemigos internos y externos naturalmente no merece sobrevivir.

Ah. Y. Por cierto. No creo que la fealdad de esas dos mujeres sea casual.

3182

Y lo de Pla. ¿Es posible la expresión de la intimidad?, se pregunta Pla. Y la respuesta es no. No. La intimidad no puede ser la espontaneidad pura, si existe tal cosa. En todo caso sería la anotación desprovista de literatura. Si fuera posible, que no lo es. La secreción (banalidad en carne viva) también es literatura. Estamos, creo, por desgracia, ante un problema insoluble. Porque en el momento en que la escribes (o eso piensas) la vida se convierte en literatura. La vida vivida (¡y vívida!) implica, me temo, la ausencia de escritura.


Cortesías

3181

Vamos a la playa a caminar. Hay que tener cuidado con el perrito porque desde que levanta la pata mea a la gente. Ya he dicho aquí que es un perrito muy listo, muy inteligente. Me sigue doliendo la pierna, cojeo. Estoy hasta los cojones. A la salida del estacionamiento un niño y su bicicleta un niño muy feo no sé por qué la gente encuentra a todos los niños bonitos hay muchos niños horripilantes. El niño en cuestión cinco o seis años como coño voy a saberlo mira al perrito y comienza a hacer muecas de asco. Le daría una patada en la cabeza pero no se puede.

Hay un enorme gentío en la playa, camina, corre, tira pelotas, salta en la arena, toma el sol tumbado. Horroroso. El día eso sí no se puede negar luminoso, pero ni de lejos tan luminoso como Léautaud: “Y cuando un hombre se describe a sí mismo tal como es, con toda la verdad, toda la franqueza posible, siempre es muy bello, tanto peor para los que no lo sienten así. Todos esos son unos canallas, unos hipócritas”.

3180

Leo sobre el fin de la mili en España el más grande golpe antiespañol del cacique Pujol y los independentistas catalanes. Con el fin de la mili llega el fin de cualquier posibilidad de idea común de un país tan poco país tan fragmentado tan caciquil como España. Con el fin de la mili termina la esperanza de una España unida y habitada por españoles primero y gente del villorrio después. Pujol exigió el fin de la mili y Aznar borrica e irresponsablemente y politiqueramente y muy estúpidamente lo concedió y así eliminó el mayor obstáculo que quedaba (entregada la Educación) para el troceo de España a manos de caciques, separatistas y sediciosos nacionalistas provinciales.

Infatigables sandios. Ciertamente.

« Anteriores Más recientes »

Comentarios

© Juan Abreu, 2006-2011