3839

Miércoles, 23 de enero de 2019

Y para seguir con lo de los programas esta vez de radio me entero gracias a una cofrade tuitera que en cierta ocasión el escritor Vargas Llosa mencionó la “petite morte” en el programa de Julia Otero y la pobre mujer pensaba que era lo contrario de lo que es. Yo soy un desparpajado y otro tipo de escritor y Vargas Llosa una persona seria y un caballero pero si hubiera sido yo el entrevistado le hubiera ofrecido de inmediato a la Otero una mamada. Una mamada con su “petite mort” adjunta naturalmente (y digo mamada y repito mamada porque llamar a esa gloriosa actividad de otra manera me parece grotesco). ¡Qué bien se lo hubiera pasado doña Julia! Si alguien lo duda lo remito a mi libro sobre sexo, específimente a la página 46, al capítulo titulado La importancia de comer bien. Comer bien coños es fundamental para la vida de pareja y para alcanzar la más completa armonía matrimonial y hasta la felicidad. Yo no recomiendo a ninguna mujer casarse con alguien hasta que no sepa y haya comprobado que sabe comerse un coño según mi método, que es, acreditadamente, el mejor.

¡Qué bien se lo hubiera pasado doña Julia!

Comentarios

© Juan Abreu, 2006-2018