3859

Martes, 12 de febrero de 2019

Hablo con mis verduleras y semejantes como saben y con gente humilde como se dice y de todo tipo que viene a España en general en busca de prosperidad y una vida mejor pero sobre todo, esa es mi conclusión, vienen en busca de seguridad. Ayer por ejemplo me decía una señora que trabaja aquí cuidando a una anciana enferma pero que en su país tenía un negocio y tuvo que dejarlo todo y escapar a España por los pandilleros y policías corruptos que le exigían dinero y vivía amenazada de muerte y me mataban si no pagaba han matado a otros por lo mismo no se puede vivir allí me dice la señora. Vienen en busca de oportunidades es verdad pero sobre todo es mi opinión, de seguridad.

Recuerdo cuando llegué a Barcelona (y yo venía de Miami) que me asombró y complació grandemente la seguridad yo andaba de madrugada por las calles y por cualquier barrio de Barcelona y nunca me sentí amenazado ni sentí que corriera peligro alguno. Pero. Con el arribo del podemismo comunista y el chavismo y el vulgarismo de Colau y semejantes lo primero que se ha perdido en Barcelona es la seguridad, se ha tercermundizado la ciudad cada día voy menos a la ciudad pero me cuentan y leo en los diarios noticias dantescas y ya hay que tener cuidado en las noches cada vez más sombrías y peligrosas de Barcelona. Y entonces pienso que lo primero que hacen los comunistas para destruir una sociedad libre democrática y próspera es erradicar la sensación de seguridad, orden y decencia propias de esas sociedades.

Y esa es la primera señal de la debacle por venir.

Comentarios

© Juan Abreu, 2006-2018